“ECHARLES LA CULPA A OTROS”: AMLO.

Spread the love

En anteriores entregas aquí he escrito que la mayoría de los políticos son como la “Chimoltrufia”, personaje del programa televisivo “El Chavo del Ocho”. La ciudadanía comprueba lo anterior en campañas político-electorales, en el poder público y, en general, donde imperan los intereses de los presuntos servidores públicos. Demagogia y promesas son costumbres que imperantes que afectan a la ciudadanía.
Cuando los políticos y sus achichincles buscan el voto, tienen una memoria  privilegiada. Se arrojan hasta los lixiviados y los que ganan en las elecciones de pronto padecen la enfermedad del Alzhaimer. Se les olvidan de las peticiones ciudadanas y de las falsas promesas que hicieron. Hay personas que usan el disfraz de esa enfermedad para mal actuar y luego se cobijan con el manto del cinismo y la impunidad.
Para desgracia del desarrollo de Jalisco y sus habitantes, el enfrentamiento entre el presidente López y el gobernador Alfaro podría haber sido el argumento de alguno de los programas televisivos del “Chavo del Ocho” y su vecindad. Cuando Alfaro deja el PRI y se alía con otros partidos y los manipuladores políticos de los mismos, tiene encuentros y planes y proyectos con López. Pronto rompen sus acuerdos y ambos se dicen traicionados y por lo tanto resultan traicioneros, según sus propios dichos.
En política, entre otras actividades, poco o nada es fortuito. La perversidad de sus protagonistas es amplia y, para conservar el poder de sus colores y sus cuateroles. Se recordará que a un mes de la muerte del señor Giovanni López (tocayo de apellido de ya saben quién) circula un video de su detención por polis de Ixtlahuacán de los Membrillos, Jalisco. Al día siguiente fallece y se culpa a los polis y se acusa de negligencia al alcalde Eduardo Cervantes Aguilar, con un largo historial en la
política municipal de ese lugar lo que probablemente conlleva también inconformidades contra su administración. El poder desgasta. Alguien trató de ocultar ese fallecimiento.
A un mes de distancia la familia del finado, busca justicia. Se hace viral el video de la detención de Giovanni. Se hacen violentas manifestaciones con detenciones, golpeados y el escándalo político-partidista protagonizado por Alfaro y López, el inquilino de Palacio nacional. El gobernador acusa a gente de Morena, partido del presidente y por lo tanto al propio mandatario, de tener responsabilidad en la desestabilización del gobierno estatal.
A las protestas, destrozos y agresiones en Palacio de Gobierno de Jalisco, siguieron las de Casa Jalisco en Guadalajara y en CDMX y en la Fiscalía del Estado. En este lugar surge un ingrediente: personas señaladas como “de la Fiscalía, vestidos de civil” impiden el arribo de gente “sospechosa de manifestante”. En vehículos, que aparentemente nada tienen que ver con la Fiscalía y alguno con razón social privada, algunos jóvenes retenidos fueron subidos a los vehículos y, sin duda, “paseados” por la zona metropolitana de Guadalajara y “tirados” (se dice que solamente asustados y quizá con lesiones leves) en las orillas citadinas. Dice el Fiscal que él no ordenó ese
operativo. Las investigaciones al respecto llevan a la detención de algunos elementos de la fiscalía que según la información periodística, “recibieron órdenes de arriba”. Los de arriba dicen que ¡¡¡Noooo!!!. Ahora hay polis fiscales y municipales detenidos y el alcalde en “la cuerda floja”.
Alfaro ofrece disculpas al pueblo y calienta más el horno porque afirma que la instrucción (de la detención y paseo a los posibles manifestantes) “surgió de algún lado que tenga que ver con grupos de la delincuencia”. ¿Queda claro que la desestabilización en Jalisco obedece al encono entre López y Alfaro; hay mano morena y mano negra que aprovecharon grupos delincuenciales?
Alguien patrocina a gente en lo político, en lo económico que actúa con similitudes guerrilleras. ¿Y por qué los habitantes de Jalisco tienen que hundirse en el pantano de lixiviados donde luchan muchos políticos? Y tras los dimes y diretes entre Alfaro y López, este siente “ofendida la investidura presidencial”. ¿Los mexicanos estarán ofendidos por los malos gobernantes y sus resultados? Y…qué pasa?

PERIODISTA: mjimenezibanez@yahoo.com.mx

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *