ORDENA CNDH REPARACIÓN DEL DAÑO PARA 60 MENORES ABUSADOS EN KINDER DE CHAPALA

Spread the love

¡De acuerdo a la Comisión Nacional de Derechos Humanos CNDH, al menos sesenta niños fueron víctimas de abuso sexual en el kínder de San Nicolás de Ibarra, en Chapala, Jalisco!

¡Los niños dijeron la verdad, los padres tenían razón! Así lo dieron a conocer en rueda de prensa, integrantes de «Por Nuestros Niños, A.C».

Se ha demostrado que, por desgracia, no estaban equivocados. La historia ocurrida en el centro escolar: “Juan Ruiz Cabañas y Crespo”, del poblado de San Nicolás de Ibarra, del municipio de Chapala, Jalisco, y que salió a la luz pública, en marzo del año 2017, donde al menos 60 niños, de cuatro y cinco años, fueron víctimas de abuso sexual en manos del personal de ese espacio educativo.

En el mejor de los casos, pudo haberse tratado de actos de negligencia, de estupidez; en el peor de los casos, estamos hablando de encubrimiento, de contubernios, de corrupción, por parte de las autoridades.

Los funcionarios no se ajustaron a los principios que marca la Ley General de Niños, Niñas y Adolescentes, particularmente, en su Artículo 2, inciso II, que dicta: “Promover la participación, tomar en cuenta la opinión y considerar los aspectos culturales, éticos, afectivos, educativos y de salud de niñas, niños y adolescentes, en todos aquellos asuntos de su incumbencia, de acuerdo a su edad, desarrollo evolutivo, cognoscitivo y madurez…”.

Ni a los niños, ni a las madres, pese a la gravedad de los hechos que denunciaron, se les tomó con la seriedad que ameritaban. Por ello, la Comisión Nacional de Derechos Humanos, solicita a las autoridades jaliscienses la reparación integral del daño, mediante el pago de una indemnización justa, tanto a los niños, como a los progenitores; que sean, además, inscritos en el Registro Nacional de Víctimas, y se les brinde atención psicológica y rehabilitación periódica. Lo anterior se deriva de la Recomendación 40VG/2020, que emitiera la Comisión Nacional de Derechos Humanos a diversas autoridades del Gobierno de Jalisco, donde queda de manifiesto, que: “se acreditaron actos de violencia sexual cometidos en agravio de 10 niñas y 5 niños, así como de, al menos, otros 43 alumnos cuyas identidades no pudieron establecerse”.

Se advierten también violaciones graves a los derechos humanos, a la procuración de la debida justicia y a la verdad, atribuibles a personal de la Fiscalía General de Justicia que incurrió en omisiones e irregularidades en las carpetas de investigación iniciadas por los hechos. Se registraron también diferentes anomalías en la emisión de los dictámenes periciales, practicados a los menores.

Si bien esta Recomendación no es vinculatoria, de acuerdo a la reforma constitucional de junio de 2011, la CNDH cuenta con la facultad de solicitar al Congreso, la comparecencia de aquellos titulares responsables que se nieguen a aceptarla. En este caso, está dirigida tanto al Gobernador del Estado, Enrique Alfaro Ramírez, al Fiscal General de Justicia de Jalisco, Gerardo Octavio Solís Gómez, y al Director del Instituto de Ciencias Forenses, Gustavo Estrada.

Así queda acreditado que las autoridades de Jalisco, no se ajustaron a los protocolos que deben aplicarse en el tema de abuso sexual infantil.

Hasta el momento no ha habido ningún pronunciamiento de parte del Gobierno del Estado, ningún acercamiento con los padres de familia, con las víctimas, ni con su asesor jurídico.

Esperamos la aceptación de dicha recomendación y su cabal cumplimiento.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *